8 vegetales que compra unas vez y siempre vuelve a crecer! guía completa de cómo cultivarlos!

Los vegetales crudos que se cultivan en casa pueden tener muchos beneficios, más que los de tu tienda de alimentos. Puede que necesite algún tiempo, pero ahorrarás dinero y te darán la satisfacción de cultivar tus propios vegetales en el interior de tu casa.

La única cosa importante es que las plantas tengan suficiente luz y agua.

  1. LECHUGA ROMANA.

Usando el interior de la lechuga puedes cultivar una nueva lechuga romana. Solo coloca los tallos a ½  1 pulgada y medio de agua y después de unos pocos días nuevas raíces y hojas aparecerán. Solo entonces trasplanta la lechuga en el suelo.

Puedes usar el mismo método para re-cultivar la col.

  1. VEGETALES CHINOS.

Coloca las raíces en agua y en un lugar con buena iluminación. Déjalo por 1-2 semanas, y luego puedes trasplantarlos a la tierra de una maceta.

  1. ZANAHORIAS.

Coloca las zanahorias en un plato con un poco de agua. Coloca el plato donde esté bien iluminado, el alfeizar de la ventana puede ser un buen lugar. Las zanahorias verdes son un poco amargas, pero son una buena combinación para una ensalada con vinagre y ajo.

  1. ALBAHACA.

Coloca los recortes de albahacas, esos que tienen un tallo de 3-4 pulgada en agua. Colócalas directamente a la luz del sol. Cuando las raíces hallan crecido 2 pulgadas puedes moverlas a macetas.

Debes cambiar constantemente el agua, de esa manera evitaras plantas de albahacas viscosas.

  1. CILANTRO.

Coloca los tallos en un vaso con agua. Cuando estén lo suficientemente largos, cámbialos a una maceta que tenga tierra. Necesitas colocarlos en una habitación con mucha luz.

Después de pocos meses tendrás nuevas plantas de cilantro.

  1. APIO.

Debes cortar la parte inferior de la base del apio y colocarlo en un recibiente que sea bajo. Coloca el recipiente al sol, ya que con el tiempo nuevas hojas crecerán.

Después de tres días, debes trasplantarlo a una maceta

  1. AJO.

Cuando los nuevos brotes comiencen a salir del diente de ajo, colócalos en una maceta con poca agua, para más tarde trasplantarlo en el suelo. Los nuevos brotes de ajo son más suaves y tienen un sabor ideal para pastas, ensaladas y otros platos.

  1. CEBOLLÍN.

Usa las raíces del cebollín para re-plantar los nuevos. Las raíces del cebollín, de 1 pulgada, debes colocarlas en agua y dejarlas en un lugar con buena iluminación.