Abrazar Árboles es ahora oficialmente mucho más que un Insulto

Usted habrá escuchado seguramente alguna vez la expresión “Abraza Árboles”, normalmente usada en término despectivo a modo de boba mofa contra personas que se preocupan por el medio ambiente, gente normalmente interesada en la medicina alternativa, demostrar su amor hacia los animales y vivir en armonía con naturaleza – independientemente que después una persona viva en un chalet, adosado, urbanización o ciudad. Hoy en día incluso pueden llamarte “Abrazar Árboles” porque en Facebook compartas publicaciones de Remedios naturales, Inventos, o Jardinería. Pero lo que hasta ahora era un intento de insulto, se acaba de convertir -y de forma oficial- en algo reconocido científicamente.

Un estudio acaba de confirmar como abrazar según que árboles puede ayudar a tratar la depresión en personas que la sufran, así como todas aquellas personas con exceso de estrés, sobrecargas, y demás. No hay nada mejor como desconectar de los problemas cotidianos en la ciudad, y reconectar con la naturaleza -literalmente- abrazando árboles! Sorprendemente, estar cérca de árboles y abrazándoles uno logra también aliviar dolores de cabeza. Fascinante el poder de la naturaleza.

En el libro “Ciegos por la Ciencia” el autor Matthew Silverstone demuestra que las propiedades vibratorias de las plantas y los árboles son las causantes de los beneficios de la salud de abrazar árboles. Por eso mismo las personas que han tomado setas alucin´genas para curarse de una depresión o librarse de “algo del pasado que les ataba e impedía avanzar en su vida”, lo hacen tambié siempre en los bosques, donde personas de todo tipo de edades, pesos, y escalas sociales (incluyendo científicos), comentan todos en común el hecho de “haber entrado en contacto” con los árboles y las plantas, pudiendo escucharles, verles respirar, y mantener una conversación transcendental.