Cuidados básicos para el rostro que no debes olvidar

Nuestra piel está expuesta a muchas cosas que la deterioran y la maltratan. Y lo peor del caso, es que muchos no aportamos ni un granito de arena para cuidarla. En especial la de nuestro rostro, que es la más comprometida y la que a diario recibe más químicos.

Es por esto que hemos decidido hablar un poco acerca de los cuidados básicos para el rostro. Los cuales no requieren tanto esfuerzo, solo un poco de conciencia y cariño propio para realizarlos al menos una vez al día.

Importancia de los cuidados básicos para el rostro

La piel del rostro tiene la particularidad de siempre estar al descubierto. De manera que, está más expuesta a las bacterias, rayos del sol, la suciedad, cambios climáticos y demás agentes externos. Aunado a eso, el maquillaje y los cosméticos utilizados casi que diariamente, son un factor que agrava aún más el deterioro de nuestra piel.

Todos estos son factores externos, ahora vamos con los internos. Hemos escuchado decir que los años no pasan en vano ¿cierto? Bueno, esto incluye a la piel de nuestro rostro, con la aparición de arrugas, manchas, flacidez y resequedad.

Sin embargo, existen ciertas cosas que podemos hacer a lo largo de nuestra vida para retrasar estos signos de vejez. Y es aquí cuando entendemos que tan importante son los cuidados básicos para el rostro.

Presta atención y sigue los siguientes consejos para mantener la vitalidad de tu cara por la eternidad.

Protégete contra los rayos solares

Y no hablamos únicamente cuando vayas a la playa o a tomar el sol. Ya que, los rayos solares afectan a nuestra piel en cualquier momento y época del año. Es por esto que recomendamos tener entre tus cosméticos, alguna crema con filtros solares. De esta manera podrás proteger tu rostro cada vez que salgas de casa.

Además de las cremas, existen alimentos que tienen estos efectos protectores. Algunos que podrías incluir en tu alimentación son las fresas, el brócoli, el chocolate negro y el melón.

Que el agua sea tu mejor amiga

Mantener nuestro organismo hidratado trae beneficios inmediatos para nuestra piel. De manera que si procuras consumir 2 litros de agua al día, incluso un poco menos, podrás retrasar la aparición de arrugas; mantener un rostro luminoso, suave, sin grasa y con músculos tonificados.

Utiliza jabones neutros para tu rostro

Es necesario que entre los cuidados básicos para el rostro, incluyas el refrescar tu rostro todos los días, al levantarte y al acostarte. Y debido a que las glándulas sebáceas de nuestra cara no dejan de producir grasa, es conveniente enjuagarla con un jabón neutro.

El beneficio de los jabones neutros está en la ausencia de químicos que pueden causar irritaciones en la piel. Además, con el uso de estos jabones estarías dándole un respiro a tu rostro de las sustancias químicas que tanto le hacen daño.

Retira el maquillaje antes de dormir

¡Deja la flojera! Acostarte con el maquillaje aun en tu rostro es prácticamente un pecado capital. Entre las razones principales está la de remover todas las bacterias acumuladas; evitar la debilitación de las pestañas; evitar la resequedad ocasionada por el maquillaje; y promover el proceso de nutrición que realiza nuestra piel cada vez que dormimos.

Para esto puedes ayudarte con algún desmaquillante o con algún jabón neutro para la cara.

Un exfoliante de vez en cuando

Un producto natural o incluso farmacéutico de vez en cuando no vendría nada mal. Aplicar un exfoliante al menos una vez a la semana, mantendrá tu piel suave y limpia.

Cuidado con tu maquillaje

Evita mantener tu estuche de maquillaje lleno de productos viejos, con colorantes sintéticos y perfumados. Por el contrario, uno de los cuidados básicos para el rostro consiste en escoger productos mineralizados, con filtros solares e hidratantes.

Duerme

Tan simple como eso. Dormir de 7 a 8 horas diarias tendrá efectos inmediatos en la apariencia de tu rostro. Recuerda que cada vez que dormimos, nuestra piel realiza procesos de auto nutrición, que promueven una apariencia más fresca, joven y brillante.

Gran parte de los cuidados básicos para el rostro que te hemos mencionado no requieren más de 5 minutos de tu día. Así que por favor, por tu bien, tente un poquito de cariño y mantén tu hermoso rostro lleno de vitalidad.