¿Por qué todo el mundo debería de comer más jengibre?

¿Sabías que el jengibre mejora los problemas digestivos y puede ayudarnos a aliviar el dolor menstrual? También es eficaz contra la migraña, mejora la circulación y es un alimento rico en vitamina C.

El jengibre es una raíz que crece en todas las regiones tropicales del mundo. Esta planta es muy utilizada en la gastronomía dando un delicioso aroma y un toque picante a las comidas.

Varios estudios han demostrado que el jengibre tiene muchas propiedades favorables para nuestra salud.

Después de confirmar su alto poder medicinal, el jengibre ha ganado mucha popularidad y se encuentra cada vez más presente en las diferentes cocinas del mundo. Lo mejor de todo es que es un alimento muy versátil que se puede consumir como té, para aromatizar, en crudo, en cápsulas, etc.

En este artículo vamos a compartir varias razones por las que todo el mundo debería incluir esta raíz en su dieta diaria.

El jengibre mejora la digestión

Una de las cualidades más populares del jengibre es su poder para mejorar la digestión, es un buen antiinflamatorio, lo que lo convierte en uno de los mejores aliados para combatir diversos problemas estomacales. Entre estos problemas se encuentran:

  • Alivia las náuseas y mareos
  • Reduce la inflamación del estómago
  • Alivia la irritación del tracto gastrointestinal
  • Combate la hinchazón y la flatulencia
  • Estimula el trabajo del páncreas aumentando la producción de enzimas que promueven la absorción de nutrientes

Proporciona antioxidantes

Los antioxidantes son moléculas capaces de luchar contra el daño celular causado por los radicales libres, que son otro tipo de molécula que se acumulan en el cuerpo y que pueden causar enfermedades tan graves como el cáncer. La raíz del jengibre es una rica fuente de antioxidantes que puede ayudar a combatir estas moléculas dañinas, evitando daños a la salud y un envejecimiento prematuro.

Gripe y resfriados

Esta raíz es un gran aliado a la hora de combatir los síntomas de la gripe y del resfriado, como la congestión nasal. Las propiedades anti-inflamatorias del jengibre contribuyen a abrir las vías respiratorias irritadas y además tiene un poder expectorante que ayuda al cuerpo a expulsar los agentes infecciosos.

Nos ayuda a tener una buena circulación

El consumo de jengibre ayuda a eliminar el colesterol malo de las arterias de la sangre. Esta raíz se considera un aliado de la salud cardiovascular y del sistema circulatorio. Pero no debe ser consumido en exceso y se debe consultar con un médico, ya que puede tener efectos secundarios si se combina con otros fármacos.

Alivia el dolor de las articulaciones

Su poder anti-inflamatorio y analgésico hace que sea un buen remedio para reducir el dolor en las articulaciones como los causados ​​por la artritis. Además, el jengibre  tiene una acción antiespasmódica que ayuda a tratar los dolores menstruales y musculares.

Actúa contra la migraña

La raíz de jengibre puede ayudar a combatir este problema gracias a la capacidad que tiene para reducir la acción de las prostaglandinas.

Reduce la inflamación

Contiene un compuesto llamado gingerol que actúa como un potente anti-inflamatorio, capaz de combatir varios tipos de inflamación y enfermedades. Por otra parte, la reducción de la inflamación crónica en todo el cuerpo ayuda a reducir el riesgo de desarrollar cáncer.

Útil para la diabetes

El consumo regular de jengibre puede ayudarnos a reducir en un 30% los niveles de azúcar en la sangre. En cualquier caso, su uso debe hacerse bajo supervisión médica, especialmente para aquellos que están tomando medicamentos para controlar la enfermedad.