Quema 5 kilos en sólo una semana con esta extraña dieta a base de huevo

La dieta del huevo es una de las maneras más rápidas de perder peso en tan sólo una semana.

Su rápida eficacia se debe a los procesos metabólicos que se disparan en el cuerpo.

Ya que carece de ciertos nutrientes, este plan de dieta no se recomienda como un régimen para la pérdida de peso a largo plazo.

Los huevos son la base de esta dieta. Por un lado, proporcionan gran cantidad de proteínas y nutrientes, y por el otro, son extremadamente saludables.

Aunque no hay mucha variedad de comidas en este plan de dieta, podrás perder hasta 5 kilos en una semana.

Plan de dieta de 7 días

Día 1

Desayuno: un vaso de leche bajo en grasa, 2 huevos duros y 2 naranjas.

Almuerzo: 6 onzas de pollo sin piel hervida y un vaso de yogurt.

Cena: 1 naranja y 1 huevo cocido y 5 onzas de pollo hervido.

Día 2

Desayuno: zumo recién exprimido de 1 limón mezclado con una taza de agua tibia y 2 huevos hervidos.

Almuerzo: 1 pomelo y 5 onzas de pescado asado.

Cena: 3 huevos hervidos.

Día 3

Desayuno: un limón recién exprimido en un vaso de agua tibia y 2 huevos hervidos.

Almuerzo: 1 pomelo y 6 onzas de carne al vapor.

Cena: 3 huevos hervidos.

Día 4

Desayuno: agrega cebolla eneldo y perejil a 3 huevos revueltos.

Almuerzo: ensalada con 5 onzas de pollo cocido

Cena: 2 naranjas y 1 huevo cocido

Día 5

Desayuno: 1 cucharada de crema agria, 2 huevos duros y 2 zanahorias.

Almuerzo: un vaso de zumo de naranja recién exprimido y 2 zanahorias.

Cena: 1 huevo y 3 onzas de pescado al vapor

Día 6

Desayuno: 1 naranja o limón exprimido, 5 onzas de yogurt bajo en grasa.

Almuerzo: 2 pomelos, 2 huevos duros

Cena: un vaso de agua

Día 7

Desayuno: ½ toronja y 2 huevos

Almuerzo: 1 naranja y 6 onzas de carne de vacuno

Cena: un vaso de agua

Lo que hace a esta dieta aún más eficaz es el alto consumo de agua. Bebe mucha agua para aumentar los resultados de pérdida de peso.

Tan pronto como apliques este plan de 7 días, puedes volver a tus hábitos alimenticios normales. Asegúrate de comer huevos cocidos unos cuantos días después de terminar la dieta, con el fin de mantener saludable tu cuerpo.