El secreto para aliviar el dolor de espalda esta en tus pies: Realiza estos 4 ejercicios durante 20 minutos

Si piensas que los pies no son muy importantes para las otras partes de tu cuerpo, entonces estas equivocado. Cuando se trata de actividades físicas, la espalda es la parte del cuerpo que recibe la parte mas dura y es la que mas se sobrecarga.

Mejora tus movimientos cuidando tus pies, ya que dependiendo de cómo los trates va a mejorar los dolores en las rodillas, la espalda e incluso en las caderas.

Los siguientes 4 ejercicios te ayudaran a prevenir el dolor, fortalecer los pies y mejorar tu equilibrio:

  1. Prensas

Lo primero que debes hacer es calentar, ya que realizar cualquier actividad física antes de calentar puede ocasionar posibles lesiones. Una gran manera de calentar y relajar los pies es prensando los dedos de los pies.

Colócate de pie y dobla ligeramente las rodillas. Luego, trata de agarrar el suelo con los dedos de tus pies. Mantén esta posición y cuenta hasta tres. Repite este ejercicio tres veces al día haciendo 10 repeticiones por cada serie.

  1. Caminar de puntillas

Este ejercicio no se tiene que hacer necesariamente si practicas ballet. Caminar de puntillas fortalece los músculos de los dedos del pie, los músculos alrededor de las puntas de los pies y los ligamentos. Es muy simple, solo debes colocarte sobre las puntas de tus pies y caminar hacia delante durante 20 segundos.

Luego debes descansar 10-15 segundos y repetir el ejercicio (es decir, seguir caminando) 5 veces mas. Para obtener mejores resultados, trata de repetir el ejercicio 2 veces al día.

  1. Círculos con los tobillos

Es muy importante para el tobillo ser flexible y móvil. Restringir y apretar el tobillo puede ser una sobrecarga para el cuerpo, lo que puede ocasionar dolor en las articulaciones y los músculos. Los músculos tensos pueden causar dolor en la rodilla, la cadera y la espalda.

Para este ejercicio debes acostarte boca arriba y levantar una pierna lo más que puedas. Gira la pierna en sentido horario lo mas extendida que puedas y cuenta hasta 10. Repite este ejercicio con la otra pierna.

Puedes hacerlo hasta 2 veces al día, en las mañanas al levantarte y en la noche antes de ir a dormir.

  1. Flexión resistida

Este ejercicio es ideal para los músculos pequeños del pie, que son esenciales para mantener el equilibrio del cuerpo.

Este ejercicio también ayuda a hacer los músculos fuertes y es efectivo en la prevención de lesiones.

Para realizarlo es necesario que tengas una banda de ejercicio. Siéntate en el suelo y estira los pies delante de ti. Luego enrolla la panda de ejercicio en una pata de tu cama y coloca la banda en la parte superior de tus pies, Inclínate hacia atrás hasta que la banda este apretada.

Dobla el pie hacia atrás y permanece en esta posición mientras cuentas hasta 5. Libera tu pie y vuelve a realizar el ejercicio unas 10 veces más.

Realízalo en las noches antes de ir a la cama.